16 de noviembre de 2014 / 02:47 a.m.

Con un nudo en la garganta Aldo De Nigris mostró la tristeza que siente tras la difícil situación que vive con el fallecimiento de su cuñado, y en el aniversario número cinco de la muerte de su hermano Antonio De Nigris, el jugador no pudo ocultar la tristeza que le invade.

"Primero lo de mi hermano y en estas mismas fechas lo de mi cuñado que para mí era como un hermano también y es difícil sabemos que tenemos que seguir adelante seguir luchando, pero obviamente es muy complicado, el corazón queda muy dolido queda herido pero hay que sacar fuerzas de donde se pueda y seguir adelante sabiendo que el dolor va a estar ahí y que cada día que pasa se extraña.

"Tratar de seguir adelante quisiera que fuera un sueño esto levantarme y que fuera un sueño, no me interesa a mi nada ni los campeonatos, ni los goles, ni nada sino que estén acá con nosotros, son perdidas muy fuertes pero bueno esto le pasa a todos, todos hemos perdido a alguien, y en este caso si tienen a alguien a un hermano, cuñado, un papa que le den todo el cariño que sea posible", declaró.

Al minuto 79, Aldo entró al terreno de juego del Tecnológico, el que por mucho tiempo fue su hogar y en medio de aplausos y la gente entonando su nombre, el jugador agradeció el cariño que siempre le ha brindado la gente tanto a él como a su hermano.

"Siempre es una alegría inmensa, el cariño de la gente más allá de lo futbolístico el cariño y el amor que se tiene por esta gente es siempre que voy a llevar en mi corazón y bueno sigue siendo igual de difícil por la situación que estoy viviendo, tanto mi familia como yo, y darle para adelante no hay más seguir luchando", finalizó.

MAYELA SANTOYO