24 de enero de 2015 / 02:39 p.m.

Monterrey.- De acuerdo a sus propios cálculos, el precandidato del PAN a la gubernatura, Felipe de Jesús Cantú, declaró que aventaja por aproximadamente 20 por ciento a su adversaria, la alcaldesa de Monterrey con licencia, Margarita Arellanes.El aspirante comentó que esta ventaja se debe a las propuestas que ha presentado con la militancia y que les han gustado, además del "efecto Felipe" y a las fallas de Margarita Arellanes con el caso de su escolta que resultó secuestrador.Expresó que han tenido un brinco importante en las últimas dos semanas y que tiene que ver con que están haciendo propuestas concretas y analizando la problemática del estado."Por lo menos estamos haciendo una propuesta que no vemos en otras precandidaturas. Mi pronóstico es que vamos a ganar 60 a 40".¿Qué tanto ha influido el caso del escolta secuestrador?"Todo tipo de pifias, de errores o de tropiezos de alguien siempre tienen alguna afectación para esa persona. El guarura secuestrador cobró tres millones y medio de pesos del erario desde 2006 que entró, a mí me parece esto vergonzante, los que pagamos el predial de Monterrey, resulta que una parte de ese pago fue transferido a alguien que se dedica al crimen organizado", dijo."Es decir, estamos financiando con dinero público, sin nuestro consentimiento al crimen organizado, eso es intolerable, es inaceptable y sobre todo cuando lo traduces al hecho de que le quitaron la libertad a una persona".Comentó que este tipo de casos no deben de ser tolerables, y además condenó que los colaboradores en materia de seguridad del municipio de Monterrey no hayan leído "las letras chiquitas" en los documentos del escolta secuestrador, Antonio González Abud, en el sentido de que se había advertido que tenía tendencia delictiva.Dijo, que de manera adicional, hacia el interior del PAN se están removiendo los grupos, algunos porque esperaban ser nominados y en otros casos porque siendo nominados no ven que tengan el apoyo, otros porque simplemente hacen un análisis del entorno, comparan y deciden apoyarlo.

FOTO: Raúl Palacios

MILENIO DIGITAL/RICARDO ALANÍS