7 de abril de 2014 / 03:40 a.m.

Cory Aldridge bateó jonrón de tres carreras en la tercera entrada para guiar a los Sultanes a un triunfo de 7-4 sobre los Diablos Rojos del México.

El Monterrey barrió al México Rojo en la serie de tres partidos celebrados en el Parque de los Hermanos Rodríguez para mantenerse invictos en la temporada 2014 de la Liga Mexicana de Beisbol, ahora récord de 5-0 en ganados y perdidos.

Aldridge se mantiene encendido con el bate al acumular seis cuadrangulares y 15 carreras empujadas cuando todavía no se completa una semana de actividad.

El pitcher ganador fue el zurdo César Carrillo, con el segundo salvamento de Oscar Villarreal. La derrota fue para Marco Quevedo

Con ventaja de 5-3, Villarreal tuvo un sobresaliente relevo de dos entradas. En la octava preservó la ventaja del equipo regiomontano al entrar con la casa llena, sin out y admitir sólo una carrera.

El pitcher regiomontano dominó a Gabriel Gutiérrez con rola por tercera; un hit corto de Erick Meza al central produjo una carrera, pero "taponero" se "fajó" para dominar al emergente Juan Gamboa con elevado al central y ponchar a Ramón Urias. La novena la retiró en cuatro bateadores.

Sultanes abrió el marcador desde la primera entrada, con hit de Chris Roberson e imparable productor de Luis Alfonso García.

Luego de que Diablos se acercó 5-4 en la pizarra, el equipo regio logró otro par de carreras en la novena al anotar Agustín Murillo en error del tercera base, Emanuel Ávila, y Luis Alfonso García en wild-pitch.

El Monterrey jugará en casa esta semana. De martes a jueves enfrentará a los Saraperos de Saltillo, y de viernes a domingo se medirán a los Rieleros de Aguascalientes.

El probable lanzador para abrir el primer juego de la serie contra Saltillo es el zurdo, Marco Tovar.

TOMÁS LÓPEZ