8 de mayo de 2014 / 01:00 a.m.

La continuidad de César Delgado en Rayados estaría sujeta a la obtención de su carta de naturalización mexicana, la cual llegaría antes de arrancar el torneo Apertura 2014.

Una fuente allegada aseguró que los papeles del atacante argentino fueron entregados en la Secretaría de Relaciones Exteriores hace unos cuantos meses y que el próximo torneo jugaría con Rayados ya como mexicano.

El presidente deportivo de Rayados, Luis Miguel Salvador, afirmó que aún no se han reunido con su representante Daniel Luzzi.

"No hemos hablado nada con el representante del Chelito", comentó el dirigente rayado.

No obstante, cabe recordar que la semana pasada el representante del Chelito estuvo en la Ciudad de Monterrey para negociar su extensión de contrato que podría variar de uno a dos años.

Otro informante, enterado del asunto, confió que ya habrían llegado a un acuerdo, pero que antes de oficializar la permanencia del Chelito estaban esperando anunciar a su nuevo DT.

El plan del Monterrey sería contratar hasta cuatro extranjeros, lo que implicaría que la única alternativa para la continuidad del Chelito sería su naturalización.

"César comenzó su proceso de naturalización hace algunos meses, se espera que su carta como naturalizado mexicano pudiera quedar lista máximo en dos meses, es decir, antes de que comience el siguiente torneo", compartió la fuente.

Un informante aseguró que ya habrían llegado a un pre acuerdo y por ello el Chelito pudo tomar sus vacaciones con tranquilidad.

"Él está tranquilo porque ya va a recibir su carta de naturalización lo cual le abrirá más puertas para continuar en el futbol mexicano, especialmente con rayados", dijo el informante.

Chelito es el cuarto caso en Rayados que pretende obtener su naturalización mexicana para ya no ocupar plaza de extranjero. Él está siguiendo los pasos de sus compañeros argentinos José Basanta y Neri Cardozo, además del brasileño Lucas Silva. Todos ellos recibieron su carta durante el segundo semestre del 2013.

Con un currículum de 19 goles en seis torneos cortos con el Monterrey y su carta de naturalización mexicana, el plan de club y jugador es formalizar su renovación.