3 de marzo de 2013 / 10:42 p.m.

Ciudad de México • La Comisión Nacional de Arbitraje Médico de la Secretaría de Salud se convirtió en un centro colaborador de la Organización Mundial de la Salud y de la Organización Panamericana de la Salud, para el mejoramiento de la atención, calidad y seguridad del paciente, informó José Meljem Moctezuma.

El Comisionado de la Conamed señaló que recientemente se promovió en los establecimientos de salud el uso del Sistema de Registro Automatizado de Incidentes en Salud, basado en la Clasificación Internacional para la Seguridad del Paciente de la OMS.

El funcionario informó que la demanda de los servicios ofrecidos por la Comisión Nacional de Arbitraje Médico durante 2012 generó la atención de 6 mil 156 solicitudes de orientación, el otorgamiento de 3 mil 484 asesorías especializadas, la realización de mil 46 gestiones inmediatas, la documentación de mil 914 quejas para conciliar y la recepción de 250 solicitudes de dictamen.

En suma, de los 12 mil 850 servicios que ofreció el año pasado, el mayor porcentaje (84.2%), se concentró en orientación y gestión, seguida de la conciliación o arbitraje (13.4%), y de la etapa pericial (2.4%). “Hacen notar la necesidad de mayor apoyo para la mejora continua de la calidad de la prestación de los servicios de salud y la seguridad del paciente”.

Por ello, “el trabajo que realice el SIRAIS reforzará la calidad de la atención de los servicios de salud e incidirá en la educación y capacitación para la prevención de los eventos adversos, además de revertir la tendencia de los principales motivos de queja que se observan en diferentes especialidades, principalmente en traumatología y ortopedia, medicina de urgencias, ginecología y obstetricia, odontología, cirugía general, medicina familiar y oftalmología”, dijo.

Con este objetivo, Meljem Moctezuma resaltó que se realizan tareas tendientes al establecimiento de comisiones estatales de Arbitraje Médico, al cierre de 2012 operaban en 26 entidades.

Destacó que la gestión de los asuntos presentados por los usuarios de los servicios de salud ante la Comisión requiere contar con personal altamente calificado, comprometido y con experiencia, debido a la complejidad que presentan cada uno de dichos asuntos.

BLANCA VALADEZ