11 de marzo de 2014 / 05:06 p.m.

Displasia cortical es un trastorno cerebral que llega a provocar 30 ataques epilépticos por día. La única solución es una cirugía con la que extraen la porción anómala del cerebro. Cada prueba que se hace cuesta 6.000 euros. Y el coste de la intervención quirúrgica que precisa es de 60.000 euros. Esta es la enfermedad que tiene Erik Ortiz Cruz, un niño de 10 meses, y Cristiano Ronaldo pagará su operación.

Un amigo de la estrella del club merengue le pidió una camiseta y unas botas firmadas para hacer una subasta. Cristiano no dudó en entregar ese material deportivo para que la familia recaude más dinero. Pero, además, el delantero se apuntó para pagar el costo total de la intervención a la que será sometido Erik.

El pueblo del menor, Villaluenga de la Sagra (Toledo), se había unido para recaudar esa cantidad de dinero a través de colectas.

Cristiano Ronaldo, a pesar del carácter que pueda tener en la cancha, se ha caracterizado por ser muy solidario, en Portugal son innumerables los casos de personas a las que ayuda. En 2012, ya auxilió, junto con su agente Jorge Mendes, a correr con el coste del tratamiento de Nuhazet, un niño canario enfermo de cáncer.

MMDEPORTES