RAFAEL RIVERA
4 de septiembre de 2014 / 09:36 p.m.

 

La estrella del Real Madrid Crisitiano Ronaldo protagonizó un polémico momento al final del entrenamiento del conjunto español.

Al salir de las instalaciones del cuadro merengue, Cristiano fue asediado por varios fanáticos que buscaban su autógrafo.

La figura del equipo de la capital española no pudo contener a los emocionados hinchas.

Un eufórico aficionado entró por la ventana del auto del luso, en busca de no dejarlo escapar hasta que pudiera tomarse una foto con el, tas esta acción un niño, al cual previamente le habría dado un autógrafo, intentó hacer lo mismo, por lo cual CR7 apartó al pequeño aficionado con su antebrazo.