RAFAEL RIVERA 
19 de noviembre de 2014 / 01:52 a.m.

 

Pese a no marcar en la victoria de Portugal, 1-0 sobre Argentina, Cristiano Ronaldo se hizo presente en el partido amistoso, pero de una manera muy particular.

Durante una serie de rebotes, la estrella lusitana propinó una fuerte patada, de manera accidental, al volante sudamericano Lucas Biglia.

El golpe afectó seriamente al jugador de la Lazio, el cual pasó varios minutos en el suelo a raíz del incidente.