7 de junio de 2013 / 01:00 p.m.

México• En México, cada cuatro segundos alguien requiere sangre con urgencia para sobrevivir y solo 3 por ciento del plasma en el país proviene de donadores voluntarios, destacó Carlos Martínez, director del Banco Central de Sangre del Centro Médico Siglo XXI.

Por ello, en el décimo Aniversario del Día Mundial del Donante de Sangre, que se conmemora el 14 de junio, autoridades, industria farmacéutica y sociedad civil realizan una campaña nacional, histórica y sin precedentes bajo el lema “Unamos esfuerzos, salvemos vidas”.

La campaña de donación de sangre arrancará en las principales instituciones de salud pública u organizaciones, como el Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea de la Secretaria de Salud; el Banco Central de Sangre del Centro Nacional Siglo XXI y el Banco Central de Sangre de La Raza, ambos del IMSS; la Cruz Roja Mexicana, la Asociación Mexicana de Medicina Transfusional y la Fundación Dona Vida, entre otras.

Se calcula que una bolsa de sangre de 450 mililitros puede salvar cuatro vidas, pero depende de la necesidad del paciente, por lo que es necesario crear conciencia de la importancia de donar.

En México se recolectan al año alrededor de 1 millón 660 mil unidades de sangre. De ésta se desecha hasta 8.3 por ciento (137 mil 780 paquetes), debido a defectos de conservación o recolección, rotura de bolsa o caducidad, haber dado positivo a algún marcador de infección o por contener altas concentraciones de grasa, informó el Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea.

“Solo tres por ciento del millón 660 mil unidades recolectada es voluntaria, y la mayoría se otorga bajo el concepto de reposición, que básicamente consiste en atender el llamado de un familiar o de un amigo que se encuentra hospitalizado”, aseguró Martínez.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), México está entre los 80 países con menor índice de donación, con menos de 10 altruistas por cada mil habitantes.

La sangre aportada logra salvar la vida de personas con traumatismos, embarazos riesgosos y enfermedades crónicas que implican hemodiálisis o diálisis.

Los estados con menos captación de sangre son Chiapas, Guerrero, Nayarit, Chihuahua, Veracruz, Puebla y Durango. Las entidades que más captan sangre son el Distrito Federal, con 64 bancos y una recolección de 373 mil 764 unidades, y Jalisco, con 34 bancos y una recolección de 112 mil 120.

“La donación altruista de sangre constituye un acto solidario de suma importancia, pues es el único medio a través del cual se pueden obtener los componentes sanguíneos necesarios para el tratamiento de trastornos potencialmente mortales, así como para la realización de procedimientos quirúrgicos que permitan aumentar la esperanza y calidad de vida de muchos pacientes”, recalcó Martínez.

No se vende

Desde 1987 se decretó que la sangre es un bien que no puede comercializarse, porque equivale a traficar con órganos, por ello la rechazan cuando se detecta que es de una persona a la que se le pagó.

El 14 junio, efeméride establecida por la OMS, las instituciones buscan fomentar la donación de sangre altruista y a su vez agradecer a quienes ya lo hacen de forma voluntaria y no remunerada.

“La sangre es el regalo más valioso que podemos ofrecer a otra persona, no hay que dudarlo y entre todos ayudemos a crear una mejor conciencia sobre la función que podemos desempeñar salvando vidas y mejorando la salud de las personas”, dijo Martínez.

José Gregorio Quijada, director médico Regional para América Latina del Laboratorio MSD, comentó en el lanzamiento de la campaña que “este año estamos participando activamente en la difusión, además que por segundo año consecutivo nos sumamos a los esfuerzos; nuestros colegas de la planta de Xochimilco y San Jerónimo donarán los días 7 y 12 de junio, sabemos que necesitamos trabajar más para llegar a ser uno de los países con toda la sangre dada de manera altruista”.

A fin de garantizar la tranquilidad de donadores y pacientes, por Norma Oficial Mexicana (NOM 003), en las instituciones públicas y privadas del sector salud los materiales usados en los bancos de sangre son estériles e individuales.

Un hombre puede donar hasta cinco veces al año y las mujeres de tres a cuatro, ambos dejando un espacio de 45 a 50 días. Si la gente toma conciencia de esta práctica, ayudará a prevenir la escasez de ese líquido en hospitales y clínicas, recalcaron los especialistas.

Un paquete de sangre cuesta al sistema de Salud más de 2 mil pesos, considerando el pago de enfermeras, equipo que se usa —bolsas y agujas—, las pruebas serológicas, las de grupo sanguíneo y el servicio de transfusión. En un banco privado llega a tener un costo hasta de 10 mil pesos.

Antes de extraer sangre se entrevista a la persona para realizar historia clínica. Si la evaluación es favorable, se le extraen 10 mililitros para analizarla y determinar si es segura. En la donación se extraen hasta 450 mililitros de sangre, que es apenas 10 por ciento del volumen total y se recupera naturalmente en pocos días.

“El donante puede estar seguro de que su aportación será utilizada con el único objetivo de salvar vidas. Todos, en algún momento, estamos expuestos necesitar una trasfusión, por lo que está en nuestras manos ayudar a recolectar sangre segura”, concluyó Martínez.

Para poder donar sangre es necesario:

Tener de 18 a 65 años.

Pesar más de 50 kilogramos.

No tener caries.

No tener tatuajes recientes (un año).

No estar bajo medicación (24 horas).

No tomar alcohol (24 horas).

No comer alimentos grasosos (24 horas).

No aplicarse vacunas (28 días).

Ir en ayunas (6 horas).

BLANCA VALADEZ