23 de noviembre de 2014 / 01:09 a.m.

 Una vez más, de último minuto y de la mano de Cuauhtémoc Blanco, el Puebla rescató un valioso punto en su batalla porcentual, al empatar 3 por 3 con el Santos Laguna, que luego de haber dominado a los Camoteros a consecuencia de los graves errores de la zaga y el arquero local, al final terminó cediendo al reparto de unidades.

Duelo disputado en la cancha del estadio Cuauhtémoc, donde la afición poblana se entregó a su escuadra, que con más agallas que buen futbol, logró salvar la honra en un choque que de entrada abrió la puerta al visitante, cuando una pifia del cancerbero, Alfredo Frausto, fue bien aprovechada por Javier Orozco, que cuando se perfilaba para la media vuelta, fue trabado en el área por Mauricio Romero, que así, dio la pena máxima a los de La Comarca.

Fue el experimentado, Juan Pablo "El Chato" Rodríguez el encargado de ejecutar desde el manchón penal para adelantar a los suyos cuando el reloj marcó el 15 de acción, que con el 0-1 enmudeció al coloso mundialista que no daba crédito de lo sucedido en un abrir y cerrar de ojos.

Lejos de concentrarse en su objetivo, Puebla siguió impreciso y dando ventajas al por mayor a los "Guerreros", que sobre la marca del minuto 33, volvió a hacer de las suyas, luego de que un balón largo no fue bien atacado por Frausto, que dejó el esférico a merced de Andrés Rentería que no perdonó y concretó el 0 a 2.

Saldo que anticipaba una auténtica desgracia para los de la Angelópolis, que lograron componer la ruta para el complemento con el ingreso del veterano, Cuauhtémoc Blanco, que de inmediato movió los hilos de la oncena dirigida por José Luis Sánchez Solá, lo que pronto trajo consecuencias.

Precisamente al 50, un servicio de Cuauhtémoc, abrió camino al desborde de John Pajoy, que mandó el centro preciso al arribo de Wilberto Cosme, que se sacudió la sequía para convertir el 1 por 2 que inició la remontada para los locales que se fueron con todo para conseguir el empate.Jugada que habría de llegar al 59 de tiempo oficial, donde un cobro lejano en tiro libre por cortesía de Blanco, culminó en las redes para el 2 por 2 que detonó las gargantas en la grada, misma que festejó con todo la reacción que devolvió el alma al cuerpo al polémico Chelís.

Sobre la recta final, tras varios avisos en tiro de esquina, al 82, un rebote en el área a consecuencia de un córner, cayó a los botines de Carlos Izquierdoz, que no desaprovechó el regalo para regresar a la pelea al Santos con el 2-3 que no desanimó al Puebla que decidió echar toda la carne al asador.

En plena compensación, al 93, en un tiro de esquina, la zaga de La Comarca intentó cortar la trayectoria del esférico con una mano en el área, la que fue sancionada con el penal, que con categoría y contundencia, se encargó de ejecutar Cuauhtémoc Blanco, que así selló el 3 a 3 que se tradujo en el cierre de la temporada para la Franja.

EDGAR GONZÁLEZ