FRANCISCO VELA
8 de mayo de 2014 / 01:40 a.m.

El defensor de Diablos dijo que deberán estar atentos a la ofensiva de León, pues sabe que ellos no desaprovechan las oportunidades.

Los Diablos Rojos del Toluca quieren sacar un resultado que les permita manejar la serie y no complicar tanto el trámite como les ocurrió en los cuartos de final ante los Xolos de Tijuana.

El equipo escarlata se mete este jueves en la cancha del León, vigente campeón del futbol mexicano, y abrirá la serie de 180 minutos con el objetivo de no permitir que el León aproveche su condición de local para cerrar en una aduana que Choriceros consideran inexpugnable.

"Nosotros sufrimos mucho el partido en Tijuana y después terminamos la serie en casa entonces queremos que no sea como la vez pasada en Tijuana, jugar bien, jugar mejor y si es posible ganar y si no el resultado que sea seguramente el domingo se definirá en casa.

"Ellos saben que el partido es para ellos es mañana (jueves) porque es muy difícil ir a Toluca, si bien hay que jugarlos los partidos llegar el domingo a las doce del día en la altura...,", comentó Paulo Da Silva, zaguero central del Toluca a su llegada a León.

El defensor paraguayo aseguró que tanto buscarán estar atentos a los "detalles" durante el partido y cortar toda posibilidad a un equipo que ya demostró la serie anterior ante Cruz Azul que puede levantarse de situaciones adversas.

"Obviamente cuando se acerca una semifinal los detalles son los que terminan por dar el pase a la final y ojalá que nosotros podamos estar a la altura de este. Siempre tiene que tener (León) una marca encima porque sabemos que el León si algo tiene es que aprovecha bien las situaciones que tiene, ante Cruz Azul lo demostró", comentó

Sobre como afrontarán el primero de los dos juegos, Da Silva comentó que dependerá mucho de cómo se desenvuelva el enfrentamiento y aseguró que están preparados para jugar con o sin la pelota.

"Ellos es normal que salgan los primeros minutos a presionar, están en casa, tienen jugadores que pasan por buen momento pero nosotros estamos acostumbrados a tener la posesión de la pelota, también a la hora de defender no lo hemos hecho muy bien, yo creo que depende de cómo se dé el partido nosotros cederemos la iniciativa o apretaremos arriba al León porque sabemos que el León es un equipo que con la pelota es un rival que llega y llega mucho", finalizó.