AP
30 de mayo de 2013 / 09:23 p.m.

Washington DC -Baltimore • Fijan fianza de un millón de dólares a un hombre de 25 años de edad que fue acusado de poner a su hija de sólo 6 semanas en el congelador para detener su llanto.

Los médicos consideran que el bebé sobrevivirá, pero adelantaron que es muy pronto para saber si presentará complicaciones después de haber pasado casi una hora en el congelador, dijo el fiscal del condado de Pierce, Marcos Lindquist.

La temperatura corporal del niño bajó a 84 grados Celsius; además de presentar fracturas en el brazo, la pierna, y una lesión en la cabeza, según declaraciones del personal médico.

Tyler James Deutsch se declaró inocente de los cargos de maltrato infantil y violencia intrafamiliar.

De acuerdo con los documentos de la Corte, Deutsch dio a los oficiales varias versiones del suceso, pero finalmente aceptó que puso a la pequeña en el congelador el pasado sábado ya que, aseguró, estaba cansado del llanto de la recién nacida.

Confesó que se quedó dormido y cuando despertó la madre de la niña ya había llegado a la casa y retirado de inmediato a su hija del refrigerador.

Durante la comparecencia, Deutsch se limitó a contestar con un “sí” a las preguntas del Comisionado de Justicia, Meagan Foley, sobre su dirección y su nombre.

La bebé estaba vestida cuando su madre se fue, pero sólo llevaba un pañal cuando la sacó del congelador.

El padre intentó quitarle a la pequeña cuando a la madre cuando ésta intentaba pedir ayuda, por lo que acudió con los vecinos para llamar al 911, dijeron las autoridades.

El Comisionado de Justicia estableció como fecha de juicio provisional el 15 de julio. Si el hombre obtiene la libertad bajo fianza, será excluido de cualquier contacto con la bebé y su madre.