NOTIMEX
27 de mayo de 2014 / 11:58 p.m.

Personal de Salud de Brasil, aseguró hoy que el dengue está controlado en este país sudamericano y confirma que no existe riesgo de epidemia durante la próxima Copa del Mundo.

 

El ministro brasileño de Salud, Arthur Chioro, aseveró hoy que el dengue está controlado en este país sudamericano y descartó que exista el riesgo que se desate una epidemia durante la próxima Copa del Mundo.

Chioro precisó a periodistas, en el marco de una visita al Centro Integrado de Operaciones Conjuntas en Salud, que sólo los estados de Salvador y Sao Paulo registran algunos casos de transmisión de la enfermedad.

“Estamos listos para hacer la Copa de las Copas en lo relativo a la salud”, comentó la autoridad brasileña, la cual agregó que en las próximas dos semanas llegarán “a una transmisión prácticamente cero (del dengue), con un riesgo extremamente bajo en el país”.

El secretario de Vigilancia en Salud, Jarbas Barbosa, reconoció, por su parte, que el gobierno estima que en las 12 ciudades que servirán de sede al próximo Mundial se registrarán menos de 40 casos de dengue durante la realización de la Copa del Mundo.

El Ministerio de Salud de Brasil monitoreará las situaciones de emergencia pública que se produzcan durante la Copa del Mundo desde el Centro Integrado de Operaciones Conjuntas en Salud, el cual funcionará las 24 horas del día a partir de este miércoles.

La entidad, que contará con mil 500 profesionales, estará atenta a situaciones de riesgo e implementará una vigilancia epidemiológica y sanitaria, además de coordinar respuestas ante emergencias en salud pública en las 12 ciudades donde se jugará el Mundial.

La pasada Copa Confederaciones le permitió a las autoridades brasileñas dimensionar la cantidad de casos médicos durante un evento deportivo, los cuales, en ese torneo en particular, llegaron a mil 361 en seis lugares donde hubo actividades.

Conforme a estadísticas del gobierno brasileño, entre 1.0 y 2.0 por ciento de los asistentes a una actividad deportiva de gran envergadura necesitan atención médica y el 99.5 por ciento de los casos se resuelve en el propio estadio.

A modo de prevención, ya se encuentran diseñados planes de contingencia en caso de accidentes masivos, con productos químicos, biológicos, radiológicos y nucleares, además de emergencias epidemiológicas y desastres.