13 de mayo de 2013 / 11:21 p.m.

Los neumáticos se desgarraban como papel y sus trozos volaban en todas las direcciones, mientras los autos entraban y salían de los pits tratando de resolver el problema.

En una jornada frustrante para pilotos y aficionados, en el Gran Premio de España de fórmula uno se hicieron casi 80 paradas para cambiar neumáticos, poniendo de manifiesto lo que ya se perfilaba como un problema serio: el rápido desgaste de los neumáticos Pirelli.

A menos de dos semanas del GP de Mónaco, el director de Pirelli Paul Hembery admitió que la empresa no sabe todavía qué causa semejante desgaste.

"A este paso, la F1 va a ser una prueba de paradas en el pit, con algunas vueltas al circuito", afirmó el campeón de 1997 Jacques Villeneuve durante un comentario televisivo.

La mayoría de los pilotos esperaban hacer tres paradas el domingo, pero tuvieron que realizar cuatro.

"No es lo que queríamos", expresó Hembery. "Pero hay muchos factores que inciden. Tenemos que asegurarnos de que se corrigen los problemas y volvemos a lo que nos pidieron, que es hacer dos o tres paradas".

Fue insólito ver que los favoritos en el Circuito de Catalunya hacían paradas transcurridas recién nueve vueltas. Con tantas paradas, al espectador le costaba saber quién iba adelante.

"Con el desgaste que hay este año, las carreras cambian todo el tiempo. El que logra conservar los neumáticos es el que sube al podio", comentó Fernando Alonso, quien ganó la carrera con su Ferrari. "No hay duda de que al espectador le resulta confuso. Es imposible seguir una carrera. Si estas sentado en la tribuna, sin radio, teléfono ni nada, solo ves pasar autos" sin saber lo que ocurre.

El auto de Jean-Eric Vergne comenzó a disparar pedazos de neumático antes de la 40ma vuelta. El líder del campeonato Sebastian Vettel, quien llegó cuarto, dice que los neumáticos inciden más en las carreras que los pilotos.

"No es el auto el que dicta lo que sucede, sino los neumáticos", sostuvo Vettel, quien dijo que su equipo Red Bull equivocó la estrategia. "Insistimos en hacer tres paradas y al final tuvimos que admitir que no era posible".

"Quien logre descifrar mejor estos neumáticos será el campeón", acotó el director del equipo Christian Horner.

Pirelli hizo algunas modificaciones a su compuesto duro para el GP de España y le dio a los pilotos un set adicional de neumáticos para que los pudiesen ensayar, pero esto no cambió nada y los pilotos recibieron la orden de cuidad los neumáticos.

"Algo no funciona en la categoría máxima del automovilismo", afirmó el ex campeón Jenson Button. "No deberíamos tener que conducir tan despacio para proteger los neumáticos".

Hembery sostuvo que algunas críticas son injustificadas y señaló que Pirrelli tuvo que hacer los ensayos en autos viejos.

"Es muy fácil criticar. No nos dieron las herramientas indicadas para hacer un trabajo preciso", declaró. "No trabajamos sobre los autos que se usan ahora. Trabajamos sobre los modelos del 2010".

Si bien Kimi Raikkonen hizo tres paradas y terminó segundo, el hecho de que los pilotos hayan tenido que cambiar neumáticos tan rápido causó un verdadero pánico.

"A veces todo depende de la estrategia de los primeros que hacen una parada. Si todos pensaban hacer tres, el ver que alguien decide hacer cuatro cambia todo", dijo Hembery. "Lo correcto en este caso era planificar cuatro paradas".

AP