17 de mayo de 2013 / 01:19 a.m.

 

México • El experto Enrique Hong Chong, del Departamento de Farmacobiología del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav), informó que realiza un estudio para encontrar una serie de compuestos que reducirían la resistencia a la insulina.

En el marco del Día Mundial de la Hipertensión, dijo que ello, además de beneficiar a millones de personas diabéticas, puede emplearse en los casi 30 millones de seres humanos que presentan hipertensión y otros más con síndrome metabólico.

Explicó que la relación entre hipertensión arterial, síndrome metabólico y diabetes mellitus es muy cercana, porque hay por lo menos un tercio de estos pacientes que tienen más de un padecimiento, por lo tanto se requieren ideas frescas para su control.

"Nadie lo ha intentado todavía, pero es probable que si se encontrara una sustancia que inhiba efectivamente y con seguridad la resistencia a la insulina, eso controlaría a diabéticos y también a un buen número hipertensos", consideró el Premio Nacional de Ciencias y Artes 1987.

El experto puntualizó que los fármacos actuales pueden controlar al 60 por ciento de los pacientes hipertensos, pero 40 por ciento restante tiene que usar combinaciones y comentó que existen muchos fármacos usados desde 1940; sin embargo, inicialmente eran muy tóxicos y producían muchos efectos colaterales.

Por ejemplo, los bloqueadores ganglionares o los antiadrenérgicos, frecuentemente provocaban desvanecimientos en los enfermos, porque al bajar mucho la presión arterial, la sangre no llegaba al cerebro y ante la falta de oxigenación cerebral las personas perdían el sentido.

Hong Chong precisó que su interés científico también se enfoca en saber por qué los carbohidratos como la fructosa y la glucosa, son capaces de aumentar la presión arterial.Mientras no se conozca exactamente porque aparece esta enfermedad, para el control de la hipertensión arterial se empleará la combinación de fármacos, sostuvo el también integrante del Consejo Consultivo de Ciencias de la Presidencia.

Expuso que la hipertensión arterial es uno de los problemas de salud más serios en el mundo, ya que afecta a casi un tercio de la población adulta.

"Es una enfermedad silenciosa que se descubre por accidente, cuando ya empezó a producir otros problemas como daño renal, hipertrofia, insuficiencia cardíaca, accidentes vasculares cerebrales o disminución de la visión", asentó.

 — NOTIMEX