13 de abril de 2014 / 07:39 p.m.

Por primera vez el día del niño rayado se festejó en el estadio tecnológico

Como es costumbre el Club de Futbol Monterrey dedicó un día para compartir con los consentidos de la casa, ahora con un toque más personal, al festejarlo en el propio estadio tecnológico.

"Esta vez es diferente, lo hicimos aquí porque a veces para ellos (los niños) es complicado estar en la cancha. Siempre están arriba apoyándolos y ahora tienen la oportunidad de disfrutar el Tec. desde otro punto de vista", aseveró Luis Miguel Salvador, Presidente del Club.

Probablemente primer y último año que se haría en el tecnológico por el estreno de la nueva casa rayada. Excelente iniciativa para el jugador Severo Meza "esta ideal para los niños porque se puede jugar más, así sean pocos minutos. Jugué un rato video juegos y antes de irme tengo ganas de subirme a la tirolesa", bromeó el defensa del conjunto albiazul.

Desde las 9 de la mañana la pista del estadio se convirtió en un verdadero parque de diversiones al estilo de la pandilla. Tiros a gol, video juegos, la escalera loca, tirolesa, Monty, las rayaditas y los trofeos fueron parte de las atracciones más populares de las familias que disfrutaron cada segundo del recorrido.

Jugadores como José María Basanta, César Delgado, Nery Cardozo compartieron y se distrajeron un rato jugando con los aficionados futbolito y futbol tenis para luego tomarse fotos y firmar autógrafos. Estuvieron presentes jugadores canteranos y titulares, entre ellos Jonathan Orozco, quien sufrió una contractura en el muslo izquierdo en el duelo ante Chiapas.

Entre otro de los cambios del evento, este año no hubo desfile de jugadores para que los niños tuvieran más tiempo de disfrutar los juegos interactivos.

Un caluroso domingo donde las familias desbordaron emoción al sentirse más cerca de su club, compartir con sus ídolos, sentir el estadio y emocionarse como niños, sin importar la edad que se tenga.

JOHANNA PEÑA