CORTESÍA LA AFICIÓN
8 de noviembre de 2014 / 07:45 p.m.

La última acción del partido, en la que el árbitro Fernando Guerrero Ramírez no dio por buena la anotación del Pachuca, que significaría el 2-2, desató la ira de la directiva de Tuzos, quienes ya en los vestidores reclamaron airadamente al cuerpo arbitral.

Ya desde el palco, Jesús Martínez, presidente del club, y Andrés Fassi, vicepresidente deportivo, mostraban su enojo y peor fue ante la rechifla de los aficionados quienes se encontraban cerca, por lo que bajaron molestos para encarar a los silbantes; hubo algunos empujones; incluso palabras amenazantes de Fassi, quien lanzó un "te vas a morir cuando veas la repetición", como se aprecia en las imágenes que circulan en la web.

Tuvo que intervenir personal de Santos para que las cosas no pasaran a mayores, pero todo dejó caliente los vestidores.

Mientras tanto, en la sala de prensa, el técnico Enrique Meza compareció ante los medios, donde también manifestó su malestar por la actuación del árbitro Fernando Guerrero, pues desde su punto de vista, le "cargó" la mano al Pachuca, y sus decisiones ocasionaron que se quedaran con dos hombres menos de manera injusta.

"La derrota, creo, de cualquier forma es dolorosa y más porque al final, al parecer, no había fuera de lugar, y creo que hemos sido sancionados más fuerte que a Santos; ¿por qué digo esto? Porque Pachuca es el equipo que menos faltas hace en toda la Liga, pero cada vez que se nos sanciona se hace de manera muy fuerte".