20 de marzo de 2013 / 11:41 p.m.

Alexander Polyakov, de 67 años e investigador en el departamento de física de la Universidad de Princeton, recibirá tres millones de dólares del Premio de Física Fundamental, Stephen Hawking y el CERN europeo también fueron premiados.

 Ginebra, Suiza • El científico ruso Alexander Polyakov ganó hoy el Premio de Física Fundamental -que con 3 millones de dólares es el que ofrece la mayor dotación económica en el mundo de la ciencia- por su trabajo en el área de la teoría de cuerdas.

Polyakov, de 67 años, es investigador en el departamento de física de la Universidad de Princenton, miembro de la Academia Rusa de Ciencia y se le reconoce una gran contribución en el estudio de la teoría de campos, incluyendo el arranque de conformación, los monopolos magnéticos e instantones, entre otros.

Se reconoce asimismo que sus ideas han sido muy importantes en el avance de esos campos de estudio en las últimas décadas.

Los otros dos nominados fueron el estadunidense Joseph Polchinski, por sus aportes a la teoría del campo cuántico y también a la teoría de las cuerdas, así como un grupo de científicos: Charles Kane, de la Universidad de Chicago; Laurens Molenkamp, de la alemana Universidad de Würzburg; y el profesor Shouchen Zhang, de la Universidad de Stanford.

Este grupo fue elegido como finalista para el premio por su investigación en predicción teórica y experimental en el descubrimiento de aislantes topológicos. En la misma ceremonia, celebrada en el Centro Internacional de Conferencias de Ginebra, se otorgaron dos premios especiales -dotados igualmente de 3 millones de dólares cada uno- al científico Stephen Hawking y al Centro Europeo de Física de Partículas (CERN).

Al primero se le rindió homenaje por su descubrimiento en 1975 de la radiación de Hawking de los agujeros negros y sus aportes fundamentales a la gravedad cuántica y los aspectos cuánticos de los inicios del universo. El científico, quien sufre una parálisis completa y se comunica a través de un ordenador que genera una voz y transmite su pensamiento, estuvo presente en la ceremonia.

"Mi teoría es muy difícil o casi imposible de demostrar de un modo científico", dijo, señalando que por esta razón nunca ganará el Premio Nobel de Física, dotado de un millón de dólares. "Pensé que mis descubrimientos nunca serían aceptados", comentó a los asistentes a una ceremonia caracterizada por la solemnidad.

El premio al CERN será compartido por quienes lideran los proyectos del Gran Acelerador de Hadrones (LHC), así como las experiencias CMS y ATLAS, creadas para probar o descartar la existencia del "bosón de Higgs".

Esta investigación llevó al reciente hallazgo de una nueva partícula fundamental que los datos extraídos y analizados hasta ahora revelan que se trata de la postulada por Peter Higgs en 1964 y sobre la que se asienta la teoría estándar de la física. El premio fue creado por el empresario ruso Yuri Milnerm, copropietario de compañías de internet.

EFE