DIEGO MORENO
15 de julio de 2015 / 11:48 a.m.

El futbolista, Vedran Corluka, es un jugador destacado por su calidad en la cancha, pero no siempre salen las cosas como uno piensa, y esta vez terminó haciendo el ridículo en una pena máxima.

Sucedió en la final de la Supercopa de Russia, Corluka quiso lucirse enfrente de todos los espectadores, por lo que decidió cobrar un penal a lo Panenka, lamentablemente el portero lo aguantó hasta el final y lo hizo quedar mal con sus compañeros.

Hace el ridículo en un penal