DIEGO MORENO
7 de agosto de 2015 / 10:16 a.m.

En el futbol todo puede pasar, desde lucirte con una jugada o gol, hasta quedar como un payaso ante miles de personas.

En este caso, el jugador del Wolfsberger, Wernitzing, tuvo la mala fortuna de hacer el ridículo en pleno partido, el futbolista iba a cobrar un tiro de esquina, pero al momento de cobrarlo se resbaló manando el balón para afuera.

Ridículo esquina