EFE
11 de junio de 2016 / 08:25 p.m.

Estados Unidos se clasificó hoy para los cuartos de final de la Copa América Centenario después de superar por 1-0 con un gol de Clint Dempsey a Paraguay, que quedó eliminado en el Grupo A.

El tanto de Dempsey en la primera parte fue suficiente para derribar a un equipo paraguayo que gozó de algunas oportunidades y jugó casi todo el segundo tiempo con un hombre más, pero se estrelló contra la zaga estadounidense y un acertado Brad Guzan.

El triunfo le dio a Estados Unidos el pase a la siguiente fase, aunque pendiente del resultado del duelo entre Colombia y Costa Rica para saber en qué posición avanza.

El equipo local tuvo una mejor circulación de balón en el primer tiempo, pero las ocasiones más claras, aparte del gol, fueron para Paraguay.

Un tres contra uno que los sudamericanos no supieron resolver y dos oportunidades de Darío Lezcano, una de ellas un mano a mano con Guzan antes del descanso, le podrían haber permitido anotar algún gol.

Pero fueron los anfitriones del torneo los que golpearon primero. Antes de la media hora de juego, Gyasi Zardes se internó por la banda izquierda y sacó un centro raso que Dempsey remató irrumpiendo en la frontal del área pequeña.

Fue el premio al orden y la consistencia del conjunto estadounidense, firme en defensa y seguro en el pase, especialmente el capitán Michael Bradley, clave en la medular.

Paraguay se encomendó a la movilidad y la rapidez de Derlis González, Toni Sanabria y Darío Lezcano, impetuosos pero poco exitosos a la hora de resquebrajar la zaga rival.

La segunda mitad arrancó con una noticia positiva para Paraguay con la expulsión de DeAndre Yedlin, que vio dos tarjetas amarillas en apenas un minuto de juego.

La superioridad numérica y la urgencia por la remontada hicieron que los albirrojos se adueñaran del balón, pero la suya fue una posesión estéril y sin llegadas peligrosas a la portería estadounidense.

Paraguay subió un nivel la intensidad pero topó con un rival que acabó defendiendo con todos los jugadores en su propio campo para mantener el resultado.

A ocho minutos del final Miguel Almirón y Jorge Benítez tuvieron una doble ocasión que el gigantón Guzan resolvió con sendas atajadas y al final el equipo anfitrión se colocó entre los ocho mejores del torneo