AGENCIAS
18 de julio de 2015 / 06:38 p.m.

Sin ningún respeto por la recomposición diplomática entre los dos países, Estados Unidos apabulló este sábado a Cuba por 6-0, y se clasificó a las semifinales de la Copa Oro de la Concacaf de 2015.

Clint Dempsey aportó una tripleta a los 3, 64 (de penal) y 78 minutos, al tiempo que Gyasi Zardes, Aron Johansson y Omar González completaron la faena, apenas dos días antes que los viejos adversarios de medio siglo retomen sus relaciones diplomáticas.

Muchos espectadores aún buscaban sus asientos cuando Estados Unidos se puso en ventaja en el marcador: Timmy Chandler logró un lanzamiento elevado desde el costado derecho, y el artillero Clint Dempsey se adelantó a la defensa cubana para subir sin marcadores y meter el cabezazo para el 1-0.

Cuba arrancó activando siempre a Jorge Clavelo como distribuidor del juego desde el sector central para buscar una sorpresa con la velocidad de Maikel Reyes en la ofensiva, pero el centrodelantero cubano se encontraba invariablemente sin compañía y era así fácilmente controlado.

Del otro lado del terreno, Estados Unidos variaba la organización del juego con Bradley y Kyle Beckerman, mientras en la zona ofensiva Dempsey y Aron Johansson arrastraban marcadores para abrir espacios.

El conjunto cubano, sin embargo, exhibió en todo el cotejo un ataque con la pólvora mojada y una defensa que parecía desorientada ante cada pelotazo al área, abriéndose de esa forma a una goleada histórica.

Se trata de la mayor goleada ya conseguida por Estados Unidos ante Cuba en la Copa Oro de la Concacaf, ya que anteriormente había logrado un 5-0 al eliminar al conjunto antillano en los cuartos de final de la edición del torneo en 2003.

Los dos países restablecerán formalmente el lunes sus relaciones diplomáticas, rotas hace medio siglo, y pasarán a reabrir legalmente sus embajadas en Washington y La Habana.

El canciller cubano, Bruno Rodríguez, estará en Washington para izar la bandera de su país en la nueva embajada, y y posteriormente mantendrá un encuentro con el secretario de Estado, John Kerry.

A pesar del clima de reaproximación entre los dos tradicionales enemigos, las tribunas del estadio este sábado dejaron escuchar abucheos a los cubanos, especialmente durante la ejecución de los himnos nacionales.

Te presentamos el gol del jugador de origen regiomontano Omar González.