REDACCIÓN
11 de septiembre de 2015 / 12:48 p.m.

Jake Livermore, jugador de la segunda división de Inglaterra dio positivo por cocaína, pero que fue perdonado por la Football Asociation, ya que el motivo del consumo fue por estar deprimido por la muerte de su hijo recién nacido.

La Federación estudió el caso de Livermore, y notaron que no traía antecedentes, y entonces apeló a ese fragmento del estatuto, que ampara que en en circunstancias verdaderamente excepcionales, no habría castigo.

El consumo de la cocaína fue meses después del fallecimiento de su hijo, cuando se enteró de la verdadera causa que le produjo el deceso.