REDACCIÓN
18 de marzo de 2015 / 12:14 p.m.

En el pasado juego entre el Sevilla y Elche correspondiente a la Liga de España, una escena le está dando la vuelta al mundo.

Se trata de Fernando Navarro, jugador sevillista, quien no se aguantó las ganas y en el banquillo decidió orinar.

El futbolista tomó un vaso y se tapó con una manta, incluso el colombiano Carlos Bacca ayudó a su compañero a sostener esa manta para que pudiera acabar bien.