REDACCIÓN | @MMDEPORTESMX
12 de julio de 2016 / 03:57 p.m.

Durante sus vacaciones en Ibiza, Michy Batshuayi, nuevo refuerzo del Chelsea, vivió una situación algo inusual, ya que dejó mal estacionado el Lamborghini que traía, y al regresar a buscarlo, la policía lo tenía confiscado.

El delantero recibió una multa de 430 dólares, que rápidamente pudo cubrir y el lunes por la tarde recuperó el auto alquilado.