EFE
6 de noviembre de 2016 / 01:22 p.m.

El Manchester United ganó en Swansea (1-3), recuperó el pulso en la Premier League después de más de un mes sin vencer y se aproxima a la zona alta de la clasificación.

Después de la nueva decepción sufrida el jueves pasado en la Liga Europa, en la que perdió ante el Fenerbahce, el conjunto de Jose Mourinho se reencontró con el triunfo liderado por el sueco Zlatan Ibrahimovic, que firmó un doblete después de 40 días de sequía.

Sin embargo, fue el francés Paul Pogba el que allanó el camino 'red' al cuarto de hora del choque disputado en el Liberty Stadium.

El United aprovechó las penurias de su rival, anclado en la penúltima plaza de la tabla, con solo una victoria en lo que va de temporada y lastrado por sus siete derrotas y dos empates en sus nueve últimos compromisos.

Llegó después la hora de Ibrahimovic, que sentenció el choque con los goles anotados en los minutos 21 y 33 para dejar el marcador en 0-3. El sueco tuvo el honor de firmar el gol 25.000 de la Premier.

Después vio una tarjeta amarilla que le hará perderse el próximo partido de su equipo, ante el Arsenal.

En la segunda parte el equipo de Mourinho bajó su ritmo. El choque estaba sentenciado. El holandés Mike Van Der Hoora marcó el único tanto local, que no puso en peligro el primer triunfo del Manchester desde el 24 de septiembre.

El United es sexto en la tabla, a ocho puntos del líder, el Liverpool