RAFAEL RIVERA - @RAFADATOS
13 de septiembre de 2015 / 01:37 p.m.

Reconocidos como dos símbolos del balompié argentino, River Plate y Boca Juniors disputaran uno de los duelos más importantes del semestre, el Superclásico argentino. En el estadio Monumental, los xeneizes llegaran en un momento único, ante la posibilidad de tomar el liderato de la liga argentina ante su odiado rival, debido a la reciente caída del San Lorenzo.

Desde su primera edición, el choque entre ‘Millonarios’ y ‘Bosteros’ ha dividido al público argentino, al contar en sus diversas ediciones con varios referentes históricos de Argentina, al igual que luminarias del extranjero. Entre las estrellas que han pertenecido a ambas escuadras destacan un par de mexicanos, los cuales estuvieron cerca de grabar su nombre en esta rivalidad.

Alberto García Aspe y Luis Hernández presumen de ser los únicos futbolistas mexicanos que pueden presumir el haber portado la playera de los dos grandes de Argentina, aunque sin disputar el famoso derby. El primero en lograr esta hazaña fue García Aspe, quien fue contratado por el River en 1997.

Consolidado como figura de la selección mexicana, al igual que destacó en Pumas y Necaxa, el ‘Beto’ arribó a los ‘Millonarios’. Pese a su condición de estelar, el tres veces mundialista no contó con el apoyo del entrenador Ramón Díaz, lo cual lo llevó a ver acción en sólo cinco ocasiones, antes de regresar al futbol mexicano.

En 1997 el delantero Luis Hernández decidió probar suerte en Argentina, portando la playera de Boca Juniors en 1997, tras una destacada participación en la Copa América del mismo año (en la cual fue campeón de goleo). El ‘Matador’ arribó a Argentina con dos títulos de liga en el Necaxa, escuadra en la cual se convirtió en referente.

Pese a un arranque prometedor, Hernández no pudo consolidarse en la escuadra liderada por Héctor Viera, lo cual provocó su regreso a México a inicios de 1998. Durante su etapa como xeneize, el máximo anotador del ‘Tri’ en Mundiales coincidió con luminarias como Diego Armando Maradona, Claudio Caniggia y Martín Palermo.