mmdeportes
15 de julio de 2015 / 10:58 p.m.

En el Inter existe una fuerte molestia por no haber liquidado a Tigres. El defensor Ernando reconoció que el equipo no tuvo la capacidad de poder ampliar el marcador y, por el contrario, haber dejado con vida a los felinos, incluso teniendo un hombre de más.

El zaguero, sin embargo, resaltó que el equipo haya podido salir con la victoria, restando el hecho de haber recibido un gol a balón parado.

“Tuvimos un comportamiento que no debió haber acontecido. Salimos jugando y eso culminó con los dos goles al inicio del juego, pero después nos relajamos un poco. Acabamos sufriendo con un gol a pelota parada y en el segundo tiempo, con un hombre más, no pudimos conseguir el tercer gol. Fue importante la victoria, independientemente del gol en contra”, expresó Ernando, antes de abandonar el inmueble.

A su vez, el zaguero reconoció que, para el partido ‘de Vuelta’ tendrán que redoblar los esfuerzos para detener a la dupla conformada por el brasileño Rafael Sobis y el francés André-Pierre Gignac.

“Gignac es muy buen pivote. Son jugadores muy rápidos y tendremos que tener mucha atención y ahora tendremos que estudiarlos para que no fallemos otra vez en lo que nos equivocamos en este juego”.