CORTESÍA LA AFICIÓN
17 de enero de 2017 / 05:00 p.m.

Raúl Jiménez se quedará en el futbol de Portugal, a pesar de una multimillonaria oferta de los clubes chinos Jiangsu Suning, Tianjin Quanjian y el Guangzhou Evergrande, cercana a los 50 millones de euros.

"Acá la opinión del jugador cuenta", respondió el delantero mexicano al comentarista deportivo de ESPN David Faitelson, quien apuntó que "el dinero no lo es todo", tras la negativa de Raúl para negociar su salida del equipo luso.

El pasado 6 de enero, la administración china anunció que iba a poner en práctica medidas para frenar "las inversiones irracionales" de los equipos y "limitarlas de manera racional".

Además de limitar la llegada masiva de extranjeros a la liga china, el gigante asiático trata de poner freno al despilfarro de los clubes chinos en los últimos meses, capaces de fichar al brasileño Oscar pagando 60 millones de euros al Chelsea u ofrecer 80 millones por dos años al argentino Carlos Tevez, que se ha convertido en el jugador mejor pagado del mundo.