NOTIMEX
28 de junio de 2015 / 06:56 p.m.

La selección de Paraguay repitió la dosis y eliminó en tanda de penales a Brasil por 4-3 (5-4, en el acumulado), en los cuartos de final de la Copa América Chile 2015.

Brasil continuó con la antítesis de su historia y a pesar de adelantarse 1-0 con el gol de Robinho, al minuto 15, en el segundo lapso desde el manchón penal igualó 1-1 Derlís González, al 72, para forzar a la definición desde los once pasos, donde este último se encargó de anotar el tanto de la victoria.

Los "guaraníes" hace cuatro años dejaron en el camino al "scratch du oro" en la misma instancia y por la misma vía y de este modo evitó que se diera el clásico Brasil-Argentina en tierras andinas.

El martes próximo, en este mismo Estadio Municipal, Paraguay se enfrentará con Argentina por el pase a la gran final.

El brillo siguió ausente en esta selección de Brasil y una vez más las criticas estarán encima por la falta del "jogo bonito" y este día Paraguay, con muy poco fue capaz de eliminarlo de nueva cuenta.

Philippe Coutinho quiso sorprender a los guaraníes apenas en el primer minuto y de inmediato sacó disparo de larga distancia que el portero Justo Vilar desvió a tiro de esquina. En los primeros instantes, el "Scracht du Oro" apretó un poco más.

En el cuarto de hora se generó el 1-0 por conducto de Robson de Souza Robinho, quien hizo uno de sus goles más sencillos de su carrera al empujar la pelota a bocajarro, luego de la serie de toques donde terminó por asistir Dani Alves desde el costado derecho.

Ante la ausencia del suspendido Neymar, Robinho se hizo de la titularidad y aunque ya no atraviesa sus mejores años, es un elemento que sabe aprovechar su oportunidad y en este cotejo lo demostró.

Paraguay se metió tarde al encuentro, le costó acercarse a la meta de Jefferson de Oliviera, pero comenzó a crear peligro con disparos lejanos de Roque Santa Cruz y ante la estatura de sus jugadores puso nervioso al rival en jugadas a balón parado.

Los brasileños retrocedieron líneas en el tramo final de la primera parte, le prestaron el esférico a la Albirroja, y desde ahí el guión se concretó en el resto del cotejo. Paraguay fue al ataque y Brasil espero al contragolpe.

En el complemento, Derlís González forzó al lance de Jefferson con tiro libre y luego Haedo Valdez impactó el esférico con la cabeza para que se fuera apenas por encima del horizontal. Paraguay insistió por arriba y ahí Paulo Da Silva también obligó a la atajada del portero brasileño en nueva jugada de corner.

Desde muy temprano Brasil cedió el balón y los guaraníes se aferraron con los balones al aire y ahí se propició el error del defensa Thiago Silva, quien con la mano desvió el balón para que se marcara el penal que anotó Derlís González para el 1-1.

El cotejo se abrió en los últimos instantes, con la inercia Paraguay siguió al ataque, sabedor de que podía evitar los penales, mientras que la Verdeamarella trató de despertar ya con el gol en contra, pero la serie desde los once pasos tuvo que ser obligatoria, tras el poco futbol amazónico y por que no sólo con ganas Paraguay pudo triunfar.

El plantel paraguayo hincado en mediocampo vio como Brasil abrió la tanda de penales y ahí anotó Fernandinho, luego empató el americanista guaraní Osvaldo Martínez.

Por Brasil también anotaron Joao Miranda y Coutinho, mientras que la diferencia fue que los zurdos Everton Ribeiro y Douglas Costa fallaron sus disparos. Víctor Cáceres y Raúl Bobadilla fueron los otros paraguayos que anotaron.

Roque Santa Cruz tuvo el gol del pase pero voló su remate, así que llegó Derlís González en el quinto turno para sellar la victoria de Paraguay y evitar la muerte súbita y revancha brasileña.

El árbitro del encuentro fue el uruguayo Andrés Cunha, quien supo llevar a buenos términos el compromiso y amonestó a los brasileños Dani Alves y Philippe Coutinho, mientras que hizo lo mismo con los guaraníes Bruno Valdez, Pablo Aguilar y Osvaldo Martínez.