EFE
13 de diciembre de 2016 / 05:21 p.m.

El portero del Chapecoense Jackson Follmann, uno de los seis supervivientes del accidente de avión en Colombia que acabó con la vida de casi toda la plantilla del club, superó con éxito una cirugía en la columna vertebral a la que fue sometido en Brasil, informaron hoy fuentes médicas.

Follmann, que llegó a Sao Paulo en la madrugada de este martes procedente de Medellín, fue sometido a una nueva intervención quirúrgica por la fractura de la segunda vértebra cervical que sufrió en el accidente, según un comunicado del hospital Albert Einstein.

"La cirugía tuvo una duración de una hora y media y terminó sin que se presentase ningún tipo de inconveniente", informó la nota.

El portero suplente del Chapecoense viajaba con el equipo la noche del 28 de noviembre en un vuelo chárter de la empresa boliviana Lamia que se estrelló a pocos kilómetros del aeropuerto José María Córdova, de Rionegro, municipio vecino a Medellín.

Follmann fue rescatado con vida y, por las heridas producidas por el impacto, los servicios médicos le tuvieron que amputar parte de la pierna derecha.

En el hospital de Sao Paulo, una vez concluida la cirugía "fueron realizadas curas" tanto en la pierna izquierda, que corrió riesgo de amputación días atrás, como en la derecha.

"El paciente en este momento está en la recuperación posanestésica y va bien. Volverá a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) para seguir con la observación", señalaron los servicios médicos de la clínica paulista.

Está previsto que el lateral Alan Ruschel y el periodista Rafael Henzel lleguen a la ciudad de Chapecó de un avión de la Fuerza Aérea Brasileña (FAB), mientras que el central Neto, el otro jugador del Chapecoense que sobrevivió, viajará unos días después, una vez reciba el alta en el hospital de Colombia.

Los tres jugadores y el periodista sobrevivieron al accidente de avión que los transportaba para jugar el partido de ida de la final de la Copa Sudamericana ante el Atlético Nacional, la primera de su historia en un torneo internacional.

La tragedia le costó la vida a 71 de los 77 ocupantes de la aeronave, entre ellos 19 jugadores del Chapecoense, gran parte de la directiva y el cuerpo técnico del club y 22 periodistas que viajaban para retransmitir el encuentro