NOTIMEX
4 de diciembre de 2016 / 08:28 p.m.

El atacante mexicano Raúl Jiménez tiene claro su futuro y sus deseos, quiere continuar en el Benfica, por lo que rechazó una jugosa oferta del futbol chino, que ha golpe de talonario anhela sobresalir.

Aunque este parte de la temporada le ha costado al exjugador del América a causa de una lesión, es un hecho que prefiere seguir en el futbol portugués, para demostrar el por qué fue el fichaje más caro del Benfica en su historia.

Raúl Jiménez Vega dio a conocer, a la prensa local, que su hijo era pretendido en el gigante asiático, pero la prioridad es mantenerse en el futbol europeo, sabedor de que al delantero le resta mucho camino por recorrer.

"Voy a ser claro sobre este tema: Raúl es feliz en el Benfica, sabe la oportunidad de que el club le dio para venir aquí y quiere seguir haciendo las cosas bien", comentó el padre del futbolista hidalguense.

Admitió que en estas fechas cuando está el mercado de transferencias es normal que existan rumores, pero por ahora no hay interés de que Raúl Alonso Jiménez Rodríguez deje al Benfica, que adquirió al mexicano de manera total a partir de esta campaña, cuando en la anterior había jugado cedido por el Atlético de Madrid.

"Por supuesto (hay rumores) con el mercado de verano y el invierno, y saldrá cuando se presente la oportunidad, pero por el momento Raúl no piensa en dejar el Benfica ", añadió.

Reconoció que su hijo tendrá que aprovechar las oportunidades que le brinde el técnico Rui Vitoria, tras perderse diversos juegos al comienzo de la temporada y como delantero será fundamental que responda con anotaciones.

"Siempre quiere desempeñar un papel importante. Raúl quiere tener más minutos, en lugar de tener no tiene, pero es feliz ahora, siempre sabe esperar la oportunidad. Tendrá que continuar y espero que marque goles para ayudar al equipo", comentó Raúl Jiménez padre en el diario “A Bola”.

En la actual campaña, el canterano del América suma 259 minutos en la Liga de Portugal con tres anotaciones, mientras que en la Supercopa de Portugal disputó 22 minutos, lleva 33 en la Copa de Portugal y un gol, así como 43 minutos en Champions League.