EFE
3 de diciembre de 2015 / 02:03 p.m.

El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, rechazó que su equipo incurriera el miércoles en alineación indebida ante el Cádiz, en el encuentro de ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey, disputado el miércoles en el estadio Ramón de Carranza.

El mandatario blanco, en comparecencia pública tras la reunión de la Junta Directiva celebrada este jueves, se ampara en el artículo 41.2, que indica la necesidad de comunicar personalmente al jugador, en este caso al ruso Denis Cherychev, la sanción de un partido por acumulación de amonestaciones.

Florentino Pérez destacó que "nadie" comunicó al jugador ni al club la existencia de dicha sanción. "Ni el Villarreal, ni la Federación Española comunicó nada al Real Madrid", dijo.

Además, Pérez señaló que aun en el caso de que la sanción de un partido por acumulación fuera tal, otro artículo del Código Disciplinario de la competición aclara que "al término de la tercera eliminatoria terminarán los ciclos de los amonestados" y que "todos los intervinientes en los dieciseisavos de final" participarían en la competición limpios de tarjetas.

Por lo tanto, para el presidente del Real Madrid "no hay alineación indebida" y el club no incurrió en negligencia alguna.