RAFAEL RIVERA
21 de abril de 2015 / 03:49 p.m.

El choque entre el Sunshine Stars y Dolphins FC, de la liga nigeriana, tuvo como protagonistas inesperados a Ebenezer Odunlami y Prince Aggrey, quienes causaron sensación con su particular festejo. Aggrey fue el encargado de darle la victoria al Sunsine, por marcador de 2-1, en los últimos instantes.

La victoria, ocurrida en la jornada 4 del campeonato de Nigeria, causó furor alrededor del mundo por el particular festejo de ambos jugadores. Tras el tanto del triunfo, Odunlami y Aggrey empezaron a bailar y desnudarse, desatando la emoción de los espectadores.

Pese a la euforia por el resultado, las autoridades del campeonato nigeriano decidieron castigar a ambos jugadores, tanto a nivel deportivo como económico. El castigo para ambos fue de un partido, sumado a una multa de 50 mil nairas (250 doláres).