RAFAEL RIVERA
12 de julio de 2015 / 01:11 p.m.


Poco después de la euforia desatada por el título de la Copa América, el balompié chileno volvió a su actividad normal, siendo empañado por la violencia. Como parte de la Copa Chile, los clubes Everton y Wanderers se vieron las caras, en un duelo que ha generado varios comentarios en redes sociales.

En la cancha del estadio Sausalito, ambas escuadras llevaron a cabo una nueva edición del ‘Clásico Porteño’, el cual fue marcado por sus aficionados. Producto de una batalla campal entre los aficionados de ambos equipos, la policía se vio obligada a suspender el encuentro.

El duelo entre el Everton y el Wanderers fue marcado por una pelea entre hinchas.