CORTESÍA: LA AFICIÓN
19 de mayo de 2015 / 11:26 a.m.

Gustavo Matosas está fuera del América, y uno de los temas detrás de esta determinación es a causa de la contratación de refuerzos y la baja de algunos jugadores que el timonel consideró "tóxicos" para la plantilla, de cara al Apertura 2015.

La Afición cuenta con información, proporcionada por gente allegada a Matosas, quien asegura que, el pasado sábado, Gustavo sostuvo una reunión con amigos, en la que les informó sus intenciones de dejar el banquillo amarillo, en caso de que la directiva no cumpliera con las exigencias antes mencionadas.

En dicha cumbre, Matosas habría dejado claro que hay un grupo de futbolistas que quiere ver fuera del América a cambio de su continuidad: "si no me traen a los tres (refuerzos) que necesito, y se van cuatro o cinco que son tóxicos, me voy", dijo.

Las fuentes consultadas, de igual forma, comentaron que el timonel charrúa puso como prioridad la limpia de la plantilla de estos elementos "tóxicos" ya que, según dijo, de lo contrario, no podría cumplir con sus objetivos en Coapa.

"Este equipo así no me sirve, hay jugadores que no creen y así no pasará nada. Lo hago por el bien del equipo", señaló.

El domingo pasado, Matosas y la directiva sostuvieron una primera reunión para hablar del tema refuerzos, bajas y su permanencia en la institución. Ahí, Gustavo puso sobre la mesa sus condiciones. Esta charla se efectuó en oficinas de Televisa Santa Fe y no asistió Yon de Luisa.

Este lunes, hubo una segunda reunión entre el uruguayo y la dirigencia, donde se rompieron las negociaciones ante la negativa de Ricardo Peláez, presidente deportivo, de dar mayor presupuesto para la contratación de los refuerzos que pretende Matosas, así como también la de dar de baja a algunos futbolistas.

Darwin Quintero y Paolo Goltz encabezan la lista de bajas que Gustavo presentó para condicionar su estancia en el América.