ALEJANDRA GONZÁLEZ - @ALEGONZALEZG7
21 de abril de 2016 / 12:10 a.m.

A pesar de que el América se llevó una ventaja de 2-0 ante Tigres, siendo válido el gol de visita, Darío Benedetto aseguró que el árbitro haya anulado la anotación de Andres Andrade por fuera de lugar es una vergüenza. Sin embargo, de ahí en fuera sintió que hizo un partido aceptable.

Sobre el encuentro comentó que son justos vencedores, y esperan en el Estadio Azteca refrendarlo con el título.

"El arbitraje estuvo bien en todo el partido tanto como para ellos y como para nosotros, pero eso fue una vergüenza, a pesar de ese error hizo buen juego. Claro que fue justo, creo que hicimos un gran partido, supimos esperar los momentos, y a la hora de convertir fuimos contundentes. Finales son finales y hay que jugarlas.

"Supimos esperar los momentos, quizás hubo algunas correcciones que nos estaban generando peligro, pero en ningún momento cambiamos el sistema de juego", puntualizó.