4 de marzo de 2015 / 03:53 a.m.

Monterrey.- Aunque la menor Mariana Rodríguez Estrada ya regresó con su mamá, no se descarta que las autoridades de Nuevo León requieran al ex policía de Guadalupe que supuestamente la sedujo.

Mauro Malpica Simbrón, de 26 años y quien sostenía una relación sentimental con la madre de la adolescente de 12 años, no ha sido localizado y al parecer se encuentra en el Estado de México.

La Procuraduría nuevoleonesa activó la Alerta Amber el pasado domingo, tras la desaparición de Rodríguez Estrada, quien habría sido convencida por Malpica Simbrón para que viajara al centro del país, donde el lunes fue localizada.

Fue poco antes de las 17:00 horas del lunes cuando varias personas visualizaron a la niña mientras deambulaba a la altura del kilómetro 34 de la carretera México-Querétaro, en Cuautitlán Izcalli, Estado de México.

Al ser cuestionada sobre su presencia en el lugar, Rodríguez Estrada señaló ser originaria de Guadalupe, Nuevo León, y que acababa de escapar de una casa de seguridad en aquella zona del centro del país.

Los testigos solicitaron la intervención de las autoridades, arribando minutos después dos elementos de la Agencia de Investigaciones de Edomex.

A bordo de una patrulla marca Volkswagen Jetta la pequeña fue trasladada a la agencia del Ministerio de Cuautitlán Izcalli, donde se verificó que estaba activa la Alerta Amber por su desaparición.

De inmediato las autoridades mexiquenses se pusieron en contacto con la Procuraduría de Nuevo León para regresar a la afectada al lado de su mamá.

Trascendió que, luego de conocer la ubicación de su hija, la señora Érika Esmeralda Estrada Tamez pidió a la autoridad nuevoleonesa ya no intervenir, y que ella se encargaría de hacer el viaje hacia el centro de la República.

Por tal motivo hasta ahora se desconoce si el Ministerio Público de Guadalupe iniciará una investigación contra el ex policía municipal Mauro Malpica.

El sujeto vivió en unión libre con la señora Estrada Tamez durante casi dos años, luego de que se conocieran en una tienda de conveniencia donde ella trabajaba, mientras él era policía.

En junio de 2014 el joven causó baja de la corporación y casi de inmediato se mudó hacia Cuatitlán, donde supuestamente labora en una compañía industrial.

FOTO: Especial / Alerta Amber

AGUSTÍN MARTÍNEZ