CORTESÍA: LA AFICIÓN
31 de agosto de 2016 / 02:50 p.m.

Alan Pulido, nuevo delantero de Chivas, se ha caracterizado, en algunos momentos de su carrera, por ser un jugador letal de cara al arco rival. Gran parte de sus mejores años los ha vivido enfundado en la casaca de los Tigres UANL.

Pulido no salió de la mejor manera del cuadro de San Nicolás, dejando molestia al interior del club por cumplir su sueño de jugar en Europa por la 'vía equivocada'; uno de los que no tuvo empacho para criticar al joven delantero fue el todavía técnico del equipo, Ricardo Ferretti.

Entre otras cosas, al 'Tuca' le molestaba la forma en cómo el artillero dedicaba más tiempo a cuidar la estética de su rostro en vez de concentrarse en cómo podría mejorar su calidad dentro del terreno de juego. Así lo dijo Ferretti en una conferencia de prensa.

"Yo me doy cuenta, no de ahorita, sino de hace años, llega un jugador y todos los días está entrenando duro, duro, tu lo ves, se baña, se peina y ahí nos vemos; pero de repente viene un entrenamiento, te metes al vestidor y está en el espejo, 15 minutos, 10 minutos, acomodándose el pelo, no sé cómo hacen para ponerlo paradito y con un pelito para acá y todo eso, y digo 'Dios mío, ¿qué es lo que quiere demostrar?', que su atención ya está en otra cosa", dijo en aquella ocasión el técnico brasileño.

Eso sí, aunque el mensaje iba claramente dirigido al hoy jugador del Rebaño, Ricardo matizó diciendo que este es un mal que aqueja a varios jóvenes del balompié nacional.

"Estoy hablando en general, no es uno, ni dos ni tres, es un chingo y dos montones y en todos los equipos así pasa. Yo me voy a poner un arete a ver cómo me vería, imagínate", sentenció.