JESÚS HERNÁNDEZ 
6 de abril de 2016 / 07:15 p.m.

Algo pasó y es obvio con Carlos Salcido. El jugador de Ocotlán empezó el torneo sin oportunidades, no jugaba y en ocasiones no salía ni a la banca y cuando tenía algunas oportunidades no podía responder a las expectativas.

Pero hubo un detonante y es que su hija de nueve años llegó a su casa triste diciendo que sus compañeros de colegio se burlaban y hablan mal de su papá, por lo que el jugador retomó un segundo aire y ahora es titular en el equipo y curiosamente el Rebaño marcó siete goles en esos dos duelos en los que Salcido recuperó el puesto.

"Hubo un comentario que me dolió, un comentario que mi hija me dijo llegando de la escuela me dijo "papá están hablando muy feo de ti", imagínate, tiene nueve años. Siempre he dicho que leo las críticas, los halagos no, los insultos jamás. Cuando ves eso es que estás trascendiendo, me dolió bastante, pero gracias a Dios hemos tratado de llevar la fiesta en paz".

El ex jugador del PSV agregó que cuando no jugaba tenía que aguantar la banca y esperar su turno, por eso ahora no quiere desaprovechar la oportunidad.

"No, siempre tienes que respetar momentos, compañeros y decisiones. Pero lo más importante es la autocrítica, saber cómo estás, qué haces, qué no haces. Simplemente es eso, en el futbol siempre hay oportunidades. Ellos saben, yo he hablado con ellos, saben lo que pienso y lo que quiero. Yo sólo puedo decir que ahora estoy tranquilo, que tampoco he jugado mucho pero me siento más comprometido porque quiero seguir de titular y que el equipo gane. He tratado de descansar como nunca y hasta me olvidado de algunas cosas de la coa para tratar de estar al cien".

"He entendido lo que el profesor pide en la posición que juego, he tratado de adaptarme al equipo, a los compañeros y ha sido la clave de esto. A lo mejor hacía cosas en la cancha que no eran lo mejor para el equipo".

En el regreso de Salcido a las grandes Ligas uno de los responsables es sin duda Matías Almeyda, pues con el argentino hay diálogo abierto con los jugadores y el ex tigre se siente bien al ser dirigido por el argentino. 

"Es una persona muy clara a la hora de hablar, te da la oportunidad de tener ese diálogo, simplemente tú ves, hay compañeros que tienen la oportunidad y la aprovecha pero todo para bien del equipo, al final del día esto hace una gran competencia dentro del equipo".