NOTIMEX
31 de octubre de 2015 / 10:45 p.m.

León una vez más se impuso al Atlas de Guadalajara, ahora por 2-1, y de este modo acaricia ya la liguilla del Torneo Apertura 2015 de la Liga MX, a falta de dos fechas por disputarse.

Los goles de la victoria de “La Fiera” fueron obra del estadounidense Miguel Ibarra, al minuto ocho, y del argentino Mauro Boselli, al 18, para colocarse en el subliderato de forma momentánea, con 27 puntos.

Por parte del Atlas había abierto el marcador Daniel Álvarez, al minuto dos, pero después la visita se quedó con las manos vacías y se mantuvo con 17 unidades, que lo dejan en posición difícil para acceder a la "fiesta grande".

El equipo guanajuatense le repitió la dosis a los Rojinegros, luego que apenas en la semana lo eliminó en las semifinales de la Copa MX en este mismo Nou Camp y hoy fue capaz de dar vuelta al marcador de forma repentina y aguantó la ventaja en gran parte del juego con un hombre menos.

Los “Zorros” continuaron con su mal paso, la idea futbolística del técnico uruguayo Gustavo Matosas no es absorbida por el plantel e incluso se rumora que sus horas pueden estar contadas en el cuadro tapatío.

Atlas se adelantó 1-0 por conducto de Álvarez, quien de tiro libre anotó ante el complaciente lance del guardameta local Christian Martínez, quien no pudo cubrir de la mejor forma su poste.

Sin embargo ese gol no mermó el desempeño de León, que emparejó las acciones seis minutos después, cuando Miguel Ibarra respondió a la confianza del estratega hispano-argentino Juan Antonio Pizzi, al sacar derechazo en los linderos del área, imposible de atajar para Miguel Ibarra.

Instantes después apareció el goleador de “La Fiera”, el “pampero” Boselli, quien cerró sin problemas la asistencia del ecuatoriano Jonathan González para el 2-1, que a la postre fue definitivo.

Los Rojinegros no fueron capaces de responder a ese golpe, por más que se jugaban una de sus últimas cartas para la liguilla. Del lado guanajuatense, Juan Ignacio González fue expulsado a la media hora de juego por doble tarjeta amarilla.

Pese a la inferioridad numérica, León no sufrió las consecuencias, se paró bien en el terreno de juego y aguantó las tres unidades en sus manos para llegar motivado a la gran final de la Copa MX, donde el miércoles se enfrentará a Chivas de Guadalajara.

El árbitro del encuentro fue Jorge Rojas, quien tuvo una labor aceptable y amonestó a los locales, Carlos Peña, Miguel Ibarra y Christian Martínez, así como a los visitantes Ángel Gaspar y el panameño Felipe Baloy. Expulsó a “Nacho” González por doble amarilla, al 29.