EDUARDO TORRES | @EDUTORRESR
19 de julio de 2017 / 06:31 p.m.

Desde que arribó al fútbol mexicano existían grandes expectativas, su pasado reciente en Club Fútbol Paz creó grandes esperanzas en el entorno de Julián Quiñones, hoy futbolista de Lobos BUAP. que seguramente será titular esta próxima temporada.

Ha tenido actividad importante en la pretemporada con Rafael Puente, llegó junto a Luis Quiñones, Medina, Alfonso Tamay y Carlos Morales a este equipo que tratará de mantener la categoría, una tarea nada sencilla pero que será importante para que Julián se muestre en primera división, circuito que no conoce puesto que debutó con Tigres frente al Atlas el 23 de julio de 2016, hace casi un año.

Sus números dentro del fútbol mexicano son buenos, con la sub-20 felina tiene 32 partidos y 28 goles, además de haberse ido cedido a Venados del Ascenso MX logrando 20 partidos y seis anotaciones.

En Lobos tendrá el importante reto de alcanzar y mantener la titularidad en uno de los equipos que más presión tendrán durante al año, seguramente estará jugando de doble 9 dentro de un 5-3-2 propuesto por Puente Junior al lado de Diego Jiménez, goleador de Lobos en el Ascenso y figura del campeonato recientemente obtenido para llegar a primera.

Era claro que en Tigres sus oportunidades estarían bastante limitadas, en frente siempre tuvo a Gignac, Delort, Fernández y Edu Vargas. Alcanzar un lugar importante en el club le iba a ser muy difícil, su cesión a Lobos es lo mejor que le podía pasar en su presente futuro. Un reto donde demostrar su verdaderas capacidades.

Dudamos que su proceso en este club sea muy largo, puede regresar a Tigres o incluso emigrar a una liga que pague lo que pidan y siga desarrollándose, el futbolista colombiano cada vez llama muchísimo más la atención y seguramente Julián no pasará desapercibido.

lgw