AGENCIAS
22 de julio de 2015 / 11:08 p.m.

Dos penaltis dudosos, uno de ellos a los 89 minutos cuando Panamá ganaba por 1-0, han permitido a México avanzar en tiempo de prórroga a la final de la decimotercera edición de la Copa Oro, contra Jamaica, este domingo en el Lincoln Financial Field, de Filadelfia.

Andrés Guardado empató a los 90 minutos un penalti que el árbitro estadounidense Mark Geigger concedió por un presunta mano en el área del defensor Román Torres.

El mismo Torres, capitán de Panamá, había marcado de cabeza a los 56 minutos el gol que parecía llevar a su país a la tercera final de la Copa Oro.

Tras quince minutos de confusión en los que varios jugadores panameños amenazaron con abandonar la cancha del estadio Georgia Dome, de Atlanta, Cuadrado cambió por gol el penalti y con el 1-1 al final del tiempo reglamentario la serie pasó a una prórroga de treinta minutos.

A los 105 minutos otra falta dudosa en el área panameña llevó al árbitro Geigger a conceder un nuevo penalti, que Guardado aprovechó para fijar la remontada (1-2).

La selección de Panamá jugó con diez hombres desde los 24 minutos por la expulsión con roja directa del delantero Luis Tejada.

México, que ha ganado seis títulos de la Copa Oro, se clasificó para la octava final en la historia del torneo, que se remonta a 1991.

El paso de México a esta semifinal de la decimotercera edición de la Copa Oro también estuvo rodeada de polémica debido a que su agónico triunfo por 1-0 sobre Costa Rica fue propiciado por un penalti inexistente, según las imágenes de la televisión.

En la final de este domingo en Filadelfia le espera la sorprendente selección de Jamaica que, horas antes, en el mismo escenario, sorprendió al vencer a Estados Unidos por 1-2.

El partido por el tercer puesto entre Estados Unidos y Panamá se jugará el sábado.