AGENCIAS
6 de febrero de 2016 / 10:18 p.m.

Sin hacer mucho en la cancha y con la complacencia del local, Monarcas Morelia venció 2-1 a León, en su partido de la fecha cinco del Torneo Clausura 2016 de la Liga MX, disputado en el estadio de León.

El conjunto esmeralda se había puesto al frente en el tanteador con el autogol del argentino Facundo Erpen en el minuto 51, pero Rodrigo Millar (73) y el también “pampero” Alejandro Gagliardi (76), le dieron la vuelta al marcador.

La victoria en calidad de visitante le da a Monarcas para alejarse un poco más en la tabla porcentual, que ya está definida con una derrota más de Sinaloa, y llegar a ocho puntos en la tabla general, en tanto León se quedó en nueve.

La búsqueda del triunfo en casa y con su nuevo técnico luego de la derrota en la Copa MX, le costó al conjunto leonés, pues el rival se le paró bien en la cancha e incluso generó peligro sobre la meta de William Yarbrough.

Sin embargo, Esmeraldas propuso el encuentro con el mismo estilo del técnico anterior, el argentino Juan Antonio Pizzi, pero le faltó ser contundente, además de que el arquero visitante estuvo certero en sus lances.

Carlos Rodríguez, arquero del conjunto michoacano, hizo una buena atajada en el minuto 28, cuando el argentino Maxi Moralez sacó un disparo franco, y en la contra, Elías Hernández lanzó zurdazo que peinó el travesaño de la meta visitante.

Para la segunda parte, el conjunto que dirige Luis Fernando Tena tuvo la primera opción de irse adelante en el marcador en esta etapa, pero de manera increíble Elías Hernández volvió a fallar cuando tenía todo para anotar, en el minuto 47.

La presión esmeralda continuó y finalmente su acoso rindió frutos con la ventaja 1-0, aunque la anotación cayó a través del autogol del argentino Facundo Erpen, en un balón que no esperaba, le pegó mal y lo metió en su propia meta.

Con la ventaja, León mostró cierta tranquilidad y se relajó para cederle la iniciativa al conjunto michoacano, que comenzó a presionar la meta de Yarbrough, y pese a esos llamados de atención, el técnico Luis Fernando Tena no corrigió.

Entonces vino lo que se esperaba, Morelia logró la igualada 1-1 con el tanto del recién ingresado Rodrigo Millar, en remate dentro del área ante la complacencia de la zaga local, que no pudo evitar el disparo, en el minuto 73.

Tres minutos después, en el 76, la escuadra “purépecha” le dio la vuelta al marcador con la anotación del pampero Alejandro Gagliardo, quien de la misma manera tenía unos minutos en la cancha, y con remate en el área local hizo el 2-1.

De esta manera, Tena sumó su segundo descalabro al frente del equipo, el otro fue en la Copa MX, y aunque al final su escuadra se fue al frente en pos de la igualada, lo hizo de manera desordenada y le facilitó el trabajo a la defensa visitante.

Regular el trabajo del silbante Roberto García Orozco y por León amonestó al “pampero” Germán Cano, mientras por Morelia pintó de amarillo a Cristian Pellerano, Carlos Morales e Ignacio González.