NOTIMEX
18 de mayo de 2015 / 09:37 a.m.

Pachuca fue superior en la mayor parte de la serie de cuartos de final del Torneo Clausura 2015 de la Liga MX, pero para eliminar al América tuvo que llegar hasta el tiempo de compensación del cotejo de vuelta de este sábado, con marcador de 4-3 (7-5 global).

En un juego con mucho dramatismo en el estadio Azteca, Águilas se quedó cerca de firmar la remontada épica con los goles de Oribe Peralta, al minuto al 44, el defensa paraguayo Pablo Aguilar (51) y el ecuatoriano Michael Arroyo (88).

No obstante, los hidalguenses reaccionaron y se quedaron con el boleto a las semifinales tras los goles de los ecuatorianos Cristian Penilla (7) y Walter Ayoví (56) así como por el argentino Darío Cvitanich (90+4 penal) y Germán Ezequiel Cano (90+6).

Se vivió un partido digno de la liguilla del futbol mexicano, con intensidad, dramatismo, lucha y entrega por parte de dos clubes que brindaron una buena eliminatoria, cada uno con sus argumentos, pero al final pasó “Tuzos”, que tardó en "matar" a su rival debido a varias fallas.

La tranquilidad a la que se exhortaba en el seno americanista desde la derrota en la ida para buscar la remontada nunca llegó del todo hoy en el estadio Azteca y con un mal comienzo en el primer tiempo Pachuca sacó ventaja para encaminarse a las semifinales.

El técnico uruguayo Gustavo Matosas apostó por el "tocado" Rubens Sambueza en lugar del colombiano Darwin Quintero en su once inicial, algo que modificó con el 0-1 en contra. El “cafetero” ingresó por el lesionado José Daniel Guerrero.

“Tuzos”, una vez más, dejó en claro que el “Coloso” de Santa Úrsula le acomoda y se adelantó en un descuido azulcrema. Por el costado izquierdo, Erick Gutiérrez recibió, solo dentro del área, un saque de banda y sin problemas levantó la cara para habilitar a Penilla, quien de frente a Muñoz no perdonó.

Pasado el cuarto de hora, Águilas dejó ir la igualada en su mejor jugada del primer tiempo, cuando por derecha tocó Sambueza para la llegada de "Cepillo" Peralta, pero apareció Óscar Pérez con un atajadón impresionante, a sus 41 años de edad.

Con el campo abierto, Pachuca fue muy peligroso, explotó la habilidad de sus elementos de ataque pero sin concretar para darle vida a su oponente.

En una excelsa jugada de varios toques, Ariel Nahuelpán disparó sobre Muñoz y en el rebote Gutiérrez tiró y el balón pegó en el travesaño. Luego Rodrigo Salinas se nubló en el tres contra uno y culminó mal su jugada.

Las cosas parecían complicársele al equipo de Coapa por una dura entrada del argentino Paolo Goltz sobre Hirving Lozano, para irse expulsado y dejar con 10 a su escuadra desde el minuto 33.

El hombre menos no afectó a las Águilas en los minutos venideros, se acordó de sus remontadas épicas y casi triunfa en el intento. Antes del descanso tuvieron el balón y empataron 1-1 con un gol de chilena de Oribe Peralta, tras una mala salida por arriba del "Conejo" Pérez.

En el segundo tiempo, el ánimo y la inercia del cotejo siguieron del lado azulcrema, que con uno menos fue capaz de dar vuelta al partido 2-1 para soñar con las "semis". Un tiro desviado del ecuatoriano Michael Arroyo cayó para el cabezazo de Aguilar que acabó en el fondo de las redes.

Matosas cuidó esa ventaja y sacó al centro delantero Darío Benedetto para el ingreso del defensa estadounidense Ventura Alvarado, error que pagaría instantes después, ya que Pachuca reaccionó y empató para recuperar el pase a semifinales.

En cobro de tiro de esquina en corto, Ayoví se sacó "la espina" del regaló que hizo en la ida y con zurdazo venció a Moisés Muñoz para el 2-2 de un entretenido compromiso. El cotejo fue de dominio alterno y en ambos arcos olió a peligro cada que un equipo tenía el balón.

Una falta de Diego de Buen sobre Peralta abrió el camino e hizo soñar a los americanista todavía con alcanzar el bicampeonato, ya que el cobro de tiro libre lo ejecutó Arroyo para hacer un golazo a dos minutos del final, que significaba el 3-2.

Sin embargo, “Tuzos” quiso cerrar con dignidad, sumó gente al ataque y ahí el colombiano Aquivaldo Mosquera disparó para que el balón pegara en la mano de Pablo Aguilar, que propició la pena máxima ya en el añadido.

Cvitanich tomó el balón y no perdonó, a pesar de que Muñoz adivinó la dirección del esférico en el penal para prácticamente sellar el pase a la antesala por el título.

Aguilar se fue expulsado por la infracción y América quiso acabar con bronca, lo que generó los espacios y ahí Ezequiel Cano marcó el 4-3 para finiquitar y dejar en claro que la liguilla es otro torneo.

El árbitro del encuentro fue Roberto García Orozco, quien tuvo una labor aceptable, amonestó a los americanistas Pablo Aguilar, Paul Aguilar, Michael Arroyo y al paraguayo Osvaldo Martínez, además que expulsó a Paolo Goltz (33) y a Pablo Aguilar (90+3).