Edgar González
9 de julio de 2015 / 09:56 p.m.

De cara a su próximo choque de carácter amistoso frente a los Pumas, el técnico del Puebla de La Franja, Pablo Marini, se dijo conforme en todos sentidos, tras asegurar que su equipo evoluciona correctamente, lo que le hace pensar que se estará a punto para el inicio del campeonato en su afrenta en contra de las Águilas del América.

"La verdad que muy bien, evolucionando con respecto al primer juego, muy sólido, estamos en la línea que pretendemos y realmente nos deja muy conformes a todos. Obviamente seguir mejorando en el ritmo, necesitamos más ritmo de juego, con mayor agilidad que nos lo van a dar los partidos amistosos siguientes, pero realmente después en temas generales estamos muy bien, muy conformes".

Lo anterior durante su conferencia semanal con los medios, donde el estratega sudamericano expresó su beneplácito por la evolución que han mostrado los refuerzos de origen extranjero, que si bien aún no están al tope de sus capacidades, han suplido algunas carencias con buena disposición.

"Mejorando mucho, obviamente mucho, obviamente algunos con los problemas que causa acostumbrarse a la altura, pero siempre con una actitud muy importante como para sobrellevar y sobrepasar esa situación".

Marini sentenció que si bien aún no tiene plenamente definido un once inicial, ya comienza a marcarse cierta tendencia de lo que será su cuadro titular, por lo que con el transcurrir de los partidos quedará todo claro, así como el estilo que deberá marcarlos como escuadra una vez arrancado el campeonato.

"No hay nada definido, es un plantel muy importante, donde hay mucha competencia, obviamente se va marcando una tendencia, una línea, pero todavía no podemos confirmar absolutamente nada. Sin duda que sí, claro que sí, va a ser una prueba muy importante donde necesitamos seguir corroborando lo que se hizo en los amistosos anteriores y seguir mejorando en esas cualidades que comenté anteriormente".

Finalmente, admitió que si bien aún restan cosas qué detallar y mejorar en los días que tienen por delante, no le queda duda a él, ni a ninguno de sus dirigidos que llegarán a su primera cita en plenitud, ya que la intención es pronto librar la quema porcentual para así pensar en algo mucho más significativo.

"Por momentos nos faltó un poco más de llegada ayer versus Lobos, sobre todo con el segundo equipo, pero en general estamos muy bien, se va plasmando la idea que tenemos y estamos todos muy convencidos de que vamos a realizar un gran torneo", concluyó.