Edgar González
17 de septiembre de 2015 / 07:35 p.m.

De regreso al puerto jarocho, el Puebla de La Franja abre la Jornada 9 dentro de la Liga MX en contra de los Tiburones Rojos del Veracruz, donde al igual que en Copa, saldrán por los tres puntos, mismos que les permitirían retomar el buen paso en el certamen, luego de dos derrotas a la hebra.

Cotejo a disputarse a partir de las 19:30 horas en la cancha del estadio "Luis 'Pirata' Fuente", donde los Camoteros se presentan luego de caer en casa a manos del Santos Laguna, que con autogol del zaguero blanquiazul, Mario De Luna, se llevaron la honra y las tres unidades de la Angelópolis.

Así como los poblanos, los Escualos regresan a su terruño tras perder en su visita a la capital del país con los Pumas de la UNAM, que se dieron vuelo y vencieron a los pupilos de Carlos Reinoso por marcador de 3-0, por lo que ahora buscan quién les pague los platos rotos.

En números, la batalla luce pareja entre dichos clubes, ya que Veracruz es séptimo de la clasificación general con trece puntos, mientras que el Puebla es octavo con doce, sin embargo hay que recordar que los dirigidos por Pablo Marini tienen un juego pendiente en contra del Monterrey.

Previo al viaje rumbo al Puerto, el arquero de La Franja, Cristian Campestrini, destacó la importancia que el duelo tiene para el grupo, que así, buscará volver a la senda de la victoria, además de que este juego representa la ocasión de sumar por vez primera en la temporada fuera de casa.

"Sabemos que es un partido muy complicado, una cancha difícil, un rival que también viene en una rachita negativa como nosotros, así que tenemos que estar tranquilos, hemos trabajado muy bien en la semana, se sacaron resultados positivos por Copa, así que nada, tratar de ir y sacar un buen resultado el viernes".

El antecedente más reciente entre estos cuadros, es el que se remonta al pasado viernes 16 de enero del 2015, donde en aquella ocasión, los jarochos ultimaron a los angelopolitanos por 3 goles a 1, gracias a las dianas de Jesús Paganoni y Julio Furch en dos ocasiones, siendo Hérculez Gómez el que descontó para la causa franjiazul.