NOTIMEX
20 de julio de 2015 / 08:11 p.m.

Un error del portero Cirilo Saucedo le dio a Puebla el gol con el que venció a Monarcas Morelia para quedarse con la Supercopa MX, en partido disputado en el estadio de esta ciudad.

El gol que le permite al cuadro poblano coronarse en esta final, fue de Luis Gabriel Rey en el minuto 67 y contó con la complicidad del guardameta del conjunto moreliano para hacer el 1-0.

El encuentro tuvo un arranque en el que el cuadro poblano estuvo más activo y generó algunas llegadas de peligro sobre el marco de Cirilo Saucedo, quien pasó algunos apuros con los ataques del rival y regreso de balón de sus defensas.

Sin embargo, la más clara la tuvo Monarcas el guaraní Pablo Velázquez, quien en un error defensivo de la zaga poblana, conectó el balón cayéndose pero su remate pasó cerca del poste izquierdo de la meta del pampero Cristian Campestrini.

Después el ritmo con el que arrancó el cotejo bajo poco a poco propiciado por las altas temperaturas que se dejaron sentir en esta ciudad, por lo que las ocasiones de gol comenzaron a escasear y los jugadores a reservarse.

Conforme el clima mejoraba, el encuentro intentó subir su nivel con los dos equipos que trataron de ir al frente, y fue el conjunto michoacano el que tuvo su oportunidad en un remate franco de Armando Zamorano que Campestrini atajó en la línea de gol en el 62.

La Franja también tuvo la suya en el minuto 64 en los pies de Christian Bermúdez, quien ingresó por izquierda para encarar a Cirilo Saucedo, éste último, achicó bien y el llamado “Hobbit” no supo definir para dejar el balón en el arquero.

Pero en el 67 las cosas fueron diferentes ya que Luis Gabriel Rey no perdonó y estuvo atento al balón que dejó a su merced el portero de Monarcas, Cirilo Saucedo, para conectar sin problemas y hacer el 1-0.

Morelia se fue al frente en busca del empate para tratar de lograr algo en los penaltis, pero enfrente se topó a un Campestrini que atajó todo y dejó constancia de que sería difícil anotarle, y mantuvo el cero en su puerta.

El silbante estadunidense Kevin Terry Junior tuvo un buen trabajo y amonestó al argentino Marco Torsiglieri, Hibert Ruiz y Juan Pablo Rodríguez por Monarcas, así como a Flavio Santos del lado de La Franja.