CORTESÍA de RUBÉN GUERRERO ATILANO | @laaficion
11 de abril de 2017 / 04:31 p.m.

Si ha existido una constante en la carrera de Pablo Barrera, esa ha sido la de las interminables lesiones en las rodillas, que por lo regular, han frenado su nivel y a la postre consolidación en diferentes etapas de su carrera. Hoy, cuando su rol ha sido el de un futbolista de experiencia dentro del plantel de Pumas, y que hasta el momento había cumplido adecuadamente, se perderá el resto del torneo, aparentemente, por una fractura en la rodilla derecha, así lo confirmó el propio Francisco Palencia, su entrenador.

“A Barrera lo perdemos el resto de la temporada porque tiene una lesión en la rodilla que están valorando para ver si requiere cirugía. Es lamentable porque andaba muy bien; Gerardo (Alcoba) tiene una lesión muscular y valoran cuando puede volver, no creo que se tarde mucho tiempo. Josecarlos Van Rankin y Nicolás Castillo ya hacen el viaje con nosotros. Pierdo dos y recupero dos”, comentó Palencia sobre el estado de su plantilla y previo a trasladarse a Guadalajara.

Esta es la cuarta lesión similar que Pablo Barrera cumula de este tipo. Sufrió la rotura de ligamento anterior cruzado en su primera etapa en Pumas, entre 2008 y 2009, más tarde, en Cruz Azul, en 2012 y luego, un año después, se resintió de lo mismo. Su baja llega en el momento de la definición para su equipo; Universidad enfrenta este miércoles al Atlas, en Guadalajara y el sábado a Tigres, en Monterrey. El volante era un inamovible en el esquema de Palencia.

La disyuntiva será para Paco Palencia y su cuerpo técnico, y es que, Pablo Barrera había fungido como estelar en once encuentros durante la temporada, con 941 minutos en sus botines y marcando gol en dos ocasiones, además de ser el cobrador oficial de los penales. Su ausencia pesará y mucho en cuanto a lo colectivo, pero la duda a resolver se resume rápido: ¿Con quién sustituirlo?... La última palabra la tiene el entrenador.

A lo largo del Clausura 2017, solo tres variantes han predominado en la banda derecha, la posición de Barrera. Su sustituto natural es Santiago Palacios, que durante las primera jornadas le sustituyó en los últimos minutos de algunos encuentros; cuando Palencia buscó una variante de mayor velocidad y cambio de ritmo, colocó en este sitio a Bryan Rabello, que también puede desempeñarse en este sector, aunque es fijo por izquierda como mediocampista interior por izquierda. Otra opción, pese a ser más lejana, sea colocar al juvenil Omar Islas, que de igual forma lo ha probado por aquí.

La realidad es que la presión aumenta en Pumas y tendrá 180 minutos vitales para consolidar su ideal de Liguilla y así lo acepta el mismo Palencia: "¿Presión?... Claro, siempre hay aquí en Pumas. Desde la fecha uno es así, vivimos con ella toda la temporada, sabemos hacerlo y manejarla. Dependemos de nosotros y no hay focos rojos, ni síntomas de desesperación, al contrario, todos sabemos que tenemos capacidad para jugar bien al futbol, de esta forma es más fácil poder calificar".