NOTIMEX | @MMDEPORTESMX
5 de noviembre de 2016 / 08:24 p.m.

Diablos Rojos de Toluca venció en el último suspiro del encuentro a Gallos Blancos de Querétaro, por marcador de 3-2, y de este modo se aferró a la posibilidad de asistir a la liguilla del Torneo Apertura 2016 de la Liga MX.

El atacante colombiano Fernando Uribe, con sus goles a los minutos 28 y 45+2, más el valioso tanto de Gerardo Flores al 89, significaron la victoria para Diablos Rojos en esta fecha 16, luego que se había visto alcanzado en el marcador con las dianas del brasileño Camilo Sanvezzo (56 y 86).

A falta de lo que digan en esta jornada Pumas, Necaxa y León, el cuadro mexiquense ya se metió a puestos de liguilla con 24 unidades, para superar a los tres antes mencionados y terminó con la poca esperanza que tenía Gallos Blancos al quedarse con 17 puntos.

El paraguayo Édgar Benítez y el brasileño Camilo Sanvezzo dejaron escapar acciones de peligro con malos toques en la última jugada y en ocasiones apostaban por caerse dentro del área, en busca de un penal que no llegó.

Por su lado, el club escarlata fue más calculador, no le molestó cuando el rival tenía el esférico y en el momento exacto dio el golpe desestabilizador, para irse al descanso con ventaja de 2-0 y hasta pudieron ser tres goles.

Un preciso pase filtrado del argentino Pablo Barrientos propició el 1-0, ya que Uribe entró de frente al arco queretano y definió con sutileza a la salida del arquero brasileño Tiago Volpi, que en la final copera se había llevado todos los elogios.

El mismo Uribe dio otro aviso con un cabezazo desviado por la zaga rival, que acabó en el travesaño, ante un Gallos Blancos que estaba desaparecido en el campo, sabedor de que la última esperanza de liguilla se le escapaba.

El dominio visitante siguió y en la última acción antes del descanso, Gerardo Flores se fue al frente por izquierda para mandar un centro, que se fue cerrando y techó a Volpi para que el atacante colombiano terminara por anotar de cabeza el 2-0.

Lo certero que no había sido Gallos Blancos en la primera mitad lo fue en el complemento, con un inspirado Sanvezzo, quien poco a poco regresa a ese nivel que llamó la atención de clubes como América y Pumas, pero donde las lesiones lo condenaron prácticamente año y medio.

El brasileño fue un dolor de cabeza para la visita, que conforme transcurrió el tiempo se echó para atrás, algo que hubiera pagado caro sino es por la anotación de "Jerry" Flores.

Sanvezzo recortó distancias 2-1 luego de robar el balón en el área enemiga y puntearlo ante la salida de Talavera, quien cerca del final regaló un rechace al propio delantero de Gallos Blancos, que significó el 2-2, resultado que dejaba en el abismo a Toluca, pero Flores se vistió de héroe y recuperó la ventaja para la visita con el 3-2.

El arbitraje estuvo a cargo de Fernando Hernández, quien cumplió con una buena labor y amonestó por los de casa al estadounidense Jonathan Bornstein y a Jaime Gómez. Por la visita hizo lo propio con Jesús Méndez y Aarón Galindo.